¿Que son las variedades tradicionales?

Son las semillas de siempre, un legado de cientos de años de coevolución entre el entorno natural y la cultura campesina. Nuestros antepasados han realizado durante décadas procesos de selección colectivos, guardando e intercambiando semillas de plantas que les eran útiles por diversas razones:

  • Mayor adaptación a condiciones adversas (heladas, sequía,

    altitud,…).

  • Buen saborOLYMPUS DIGITAL CAMERA
  • Diferentes momentos de maduración que cubrieran y permitieran disponer de alimento todo el año
  • Diferentes formas de consumo: en fresco, en seco, mayor tiempo de conservación, forrajeras…
  • Mayor productividad

 

               La biodiversidad agrícola nos permite aprovechar al máximo, de forma sostenible, las capacidades agrícolas de cada zona. Por otro lado, diversifican nuestra base alimentaria, ya que tienen diferentes sabores, aromas y usos, además de mayor calidad nutricional que las hortalizas habituales en el mercado.

                Actualmente, estas variedades locales se están perdiendo, ya que los agricultores están dejando de producir su propia semilla. Los principales suministradores de semillas son las grandes empresas, que han reducido drásticamente la diversidad de variedades hortícolas. Y desgraciadamente, cada vez que desaparece una variedad lo hace para siempre