¿Qué hacemos para conservar la biodiversidad agrícola?

huerto-multiplicacion
Huerto multiplicación

Uno de los pilares de nuestra labor es conservar la biodiversidad agrícola manteniendo vivas las variedades locales, lo que implica que sean conocidas, divulgadas, cultivadas y consumidas.

  Para ello desde el principio nos marcamos el objetivo de recuperar todas esas variedades de la Sierra y el saber asociado a su manejo. Se recorrieron casi todos los pueblos de la Sierra Norte, visitando huerto por huerto a las personas que conservaban las semillas y sabían cómo cultivarlas. En la prospección de variedades hortícolas, se entrevistó a 160 informantes y se identificaron 48 variedades tradicionales, de las que se recogieron 99 muestras de semilla (Aceituno Mata 2010). En la prospección de frutales se entrevistó a 90 informantes y se identificaron 73 variedades tradicionales de frutales (Aceituno Mata 2010, Montero González 2009).

Banco de semillas

A partir de ésta prospección creamos y mantenemos nuestro propio banco de semillas de variedades hortícolas tradicionales y adaptadas de la Sierra Norte, en El Berrueco. Cada año sembramos la semilla, producimos el plantel y cultivamos las variedades en nuestros huertos manteniendo las plantas en las mejores condiciones posibles para obtener semilla de calidad.

 Las variedades hortícolas y frutales también se conservan en los bancos de germoplasma del Instituto Madrileño de Investigación y Desarrollo Rural, Agrario y Alimentario (IMIDRA), que ha financiado la investigación y con el que colabora la asociación La Troje.